00

Ningún producto

Envío gratuito!transporte
0,00€

Producto añadido correctamente a su carrito de la compra

Cantidad
Total

Hay 0 artículos en su carrito.Hay 1 artículo en su cesta.

Total productos:: 
Total envío:: Envío gratuito!: 
Total: 
Continuar la compraIr a la caja

¿Cómo actúa el ácido alfa lipoico?

¿Cómo actúa el ácido alfa lipoico?

¿Cómo actúa el ácido alfa lipoico?

Updated on

El ácido alfa lipoico (también conocido como ALA) es un potente suplemento que combate las células de radicales libres en su cuerpo. Se trata de células que tienen electrones sin aparear y que atacan a otras moléculas para conseguir estabilidad. Cuando lo hacen, el ADN de estas moléculas se ve dañado y se produce una propagación de las enfermedades.

Los antioxidantes ayudan a combatir los radicales libres. Son lo que el cuerpo utiliza como sistema de defensa, impidiendo que los radicales libres desencadenen reacciones en cadena destructivas consistentes en una mutación celular dañina, que pueden provocar diversas enfermedades crónicas como el cáncer, la enfermedad de Parkinson, algunas cardiopatías o la enfermedad de Alzheimer.

Uno de los antioxidantes más potentes para combatir los radicales libres es el ácido alfa lipoico, que es una sustancia que se produce de forma natural en el cuerpo y también se absorbe a partir de ciertos alimentos, como las espinacas, las carnes rojas, las patatas, las batatas, el brócoli, las zanahorias, la levadura o la remolacha.  Algunos médicos piensan que el ALA tiene el potencial de ayudar a ralentizar el proceso de envejecimiento.

Así pues, ¿cómo actúa exactamente esta sustancia en el cuerpo? Echemos un vistazo a la forma en la que este ácido graso funciona y a los beneficios potenciales que puede ofrecer.

¿Cómo funciona el ácido alfa lipoico en el cuerpo?

El ácido alfa lipoico es un ácido graso que puede tomarse como suplemento, absorberse a partir de las comidas que se ingieren o producirse de forma natural en el cuerpo. Cuando el ALA se introduce en el cuerpo y se une a ciertas proteínas, ayuda a mejorar el metabolismo afectando al ciclo de Krebs, que es el proceso que el cuerpo utiliza para convertir los carbohidratos en energía. A diferencia de otros antioxidantes, el ALA es hidrosoluble y liposoluble, lo que significa que puede actuar por todo el cuerpo.

Un cuerpo humano normal produce por lo general suficiente ALA para cumplir su función, con frecuencia en diferentes concentraciones en todos los músculos y órganos internos. Sin embargo, si puede crear un exceso de esta sustancia en su sistema que supere la cantidad básica que su cuerpo necesita, este extra queda libre para actuar como antioxidante. Esto significa que circula por el cuerpo y desactiva los radicales libres. También ayuda a regenerar otros antioxidantes beneficiosos, tales como la vitamina E y la vitamina C.

El ácido alfa lipoico disminuye con la edad

A medida que envejecemos, los niveles de ALA disminuyen. Por esta razón, se recomienda tomar suplementos de ALA para ralentizar el proceso de envejecimiento. Se ha demostrado que este suplemento ofrece una gran cantidad de beneficios importantes, sobre todo para las personas de edad avanzada. Muchos investigadores han constatado que mantiene la función cerebral y estabiliza el deterioro de las células cerebrales, incluso en el caso de pacientes con la enfermedad de Alzheimer.

Si desea proteger la salud de su cerebro y mantenerse alerta hasta una edad avanzada, considere la posibilidad de integrar un suplemento de ALA en su alimentación diaria.

Qué estudios se han realizado con el ácido alfa lipoico

Los estudios iniciales realizados con animales indican que el ALA podría ayudar a tratar la enfermedad de Alzheimer y otras enfermedades degenerativas del cerebro y del sistema nervioso.

Otros estudios han demostrado que la combinación de ALA con otros antioxidantes ha ayudado a recuperar el apetito y a aumentar de peso a pacientes que se están recuperando de una enfermedad.

Numerosos estudios han constatado que el ALA tiene un efecto beneficioso en el metabolismo de la glucosa, la sensibilidad a la insulina y la neuropatía diabética.

Los suplementos de ALA también pueden ayudar a disminuir la acumulación de placas en las arterias.

Otro estudio ha demostrado que el ALA fue eficaz a la hora de reducir el daño cardíaco causado por medicamentos.

También se han realizado ensayos con ratas que demuestran que el ALA es eficaz a la hora de ayudar a regular el metabolismo e inhibir el aumento de grasa, pero estos efectos no se han comprobado en humanos todavía, lo que significa que aún es preciso verificar estos resultados.

El ácido alfa lipoico se está estudiando todavía y aún existen muchos datos que los científicos y los nutricionistas desconocen. En todo caso, tiene un enorme potencial y puede ser muy bueno para el cuerpo humano, quizá incluso más de lo que conocemos. Solo el tiempo nos dirá lo que descubramos sobre el ALA y los beneficios que puede ofrecer.